Viajar con niños: consejos para centrarte en la conducción

Viajar con niños

Estos meses de julio y agosto, los desplazamientos en coche mueven a millones de familias. Es clave a la hora de ponerse al volante, y más al viajar con niños, tener la capacidad de estar concentrados en la conducción para evitar así cualquier despiste o imprudencia.

¿Cómo podemos hacer un viaje más seguro al viajar con niños? ¿Qué tenemos que tener en cuenta?

  1. Cuando planifiquemos nuestro viaje en coche con niños lo mejor es hacerlo por la mañana, en las horas más tempranas y evitando las horas centrales de sol, entre las 12 y 16 horas. Seguirá siendo seguro hasta el atardecer. Cuando cae la noche no es recomendable viajar ya que es más peligroso.
  1. Antes de embarcarnos en nuestro viaje en coche, debemos colocar todo el equipaje en el maletero, baca o cofre del coche. Si tenemos que llevar algún equipaje en el interior del coche, deberá ir en la guantera o lugares adecuados para ello. Nunca colocarlo en los asientos que queden libres, ya que en caso de frenazo brusco o colisión pueden provocar graves heridas a los ocupantes.
  1. Una vez organizado el equipaje, todos los ocupantes del vehículo deberán llevar el cinturón de seguridad abrochado. Además de los sistemas de retención infantil reglamentarios para los niños que midan menos de 135 centímetros.
  1. Para conducir sin distracciones durante todo el viaje, deberemos tener a los niños entretenidos. Así evitaremos situaciones indeseadas, el ambiente será mucho más calmado y relajado, perfecto para conducir sin distracciones innecesarias. Para entretenerlos lo mejor es llevar algún tipo de entretenimiento, planear con antelación juegos, juguetes, libros… y otras maneras de entretenerles una vez empiece el viaje.
  1. Todos lo sabemos, los viajes en coche suelen extenderse varias horas. Son viajes pesados para los mayores, pero mucho más para los más pequeños. Te recomendamos que planifiques la ruta con antelación, lugares dónde pararéis, así podrás decirle a tus hijos cuánto queda para hacer una pausa y se sentirán más calmados.
  1. Planifica tus paradas en función de la edad y las necesidades de los más pequeños. Cuanto más pequeños, más paradas deberemos hacer, para que puedan estirar las piernas y no se aburran. Si tenemos algún pequeñín que todavía toma el pecho, lo mejor será adecuar las paradas a sus tomas.
  1. Parar para comer, aunque sea un picoteo. Ya que muchas veces solemos llenar el coche con picoteos, golosinas y refrescos, para hacer el viaje más ameno, pero puede distraernos al conducir, por eso es mejor que hagáis una parada y comáis tranquilamente.

 

Y por último, siempre, la precaución, la prudencia y la conciencia de que tenemos en nuestras manos la seguridad de todos los ocupantes del vehículo.

Además, os recordamos las normas de seguridad infantil dentro del vehículo. ¡Buen viaje!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

* GDPR es requerido para poder comentar en este blog

*

Estoy de acuerdo con que se recopila mi nombre, correo electrónico y contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios realizados en el sitio web.