Cómo prevenir los accidentes en el hogar según Cruz Roja

“En tu hogar, quiérete mucho” es una parte de la campaña “Prevenir es vivir” que desde hace ya unos años la Cruz Roja desarrolla sobre la prevención primaria (evitar que se produzcan) y secundaria (minimizar las consecuencias) de los accidentes. Según los expertos, si se adoptaran las medidas necesarias, 9 de cada 10 accidentes se podrían prevenir. Se trata, en definitiva, de hacer lo posible por mejorar nuestra seguridad.

Así que en el Blog de la Seguridad de ADT queremos compartir esta muy útil información con vosotros, y en particular, la que tiene que ver con el hogar. Lo que nos dice la Cruz Roja es que para prevenir los accidentes en el hogar y reaccionar adecuadamente ante cualquier posible accidente en general nuestra actitud es fundamental. Es necesario ser conscientes de todas las situaciones de riesgo que existen en nuestras casas, y adoptar las medidas de seguridad adecuadas en las actividades que realicemos. Por eso es importantísimo adoptar una actitud “PROACTIVA”, de observación constante, que nos permita estar alerta ante posibles situaciones de peligro, y reaccionar de forma correcta en caso de que nos encontremos ante una situación de riesgo, para que no desemboque en un accidente.

En la Cruz Roja han desarrollado el concepto AVA, que resume las tres conductas claves que nos pueden ayudar a mantener esa actitud proactiva:

  • Advertir el riesgo
  • Valorar los posibles peligros
  • Adoptar una actitud segura

¿Qué hacer en caso de accidente?

En general, la mayoría de los accidentes que suceden en el entorno doméstico no son muy graves. Sin embargo, cuando ocurren tenemos que actuar con orden y serenidad, para que la atención al herido sea lo más correcta posible y no se empeoren las cosas.

En los primeros momentos que siguen a un accidente doméstico afloran los nervios y es fácil perder la calma, ya que normalmente los afectados son hijos, padres, hermanos, vecinos… Muchas veces no sabemos qué es lo que hay que hacer. Por eso, desde Cruz Roja han desarrollado un esquema de actuación fácil de recordar, al que han denominado “Conducta P.A.S.” (Proteger, Avisar y Socorrer)

  • Proteger: Haz seguro el entorno, con el fin de evitar que se produzca un nuevo accidente. Por ejemplo, si estás cocinando y la sartén prende fuego, pon una tapa encima para ahogar la llama o si te has cortado con un cuchillo, retíralo para no dejarlo al alcance de los más pequeños.
  • Avisar: Una gran parte de los accidentes que ocurren en el hogar se pueden solucionar si tenemos unos conocimientos básicos de primeros auxilios. Si lo crees necesario, pide ayuda (a un vecino, por ejemplo). Y si la situación es grave, llama al “112” o acude al Centro de Salud más próximo, según creas oportuno.
  • Socorrer: Si la víctima aparenta gravedad, lo primero es valorar los “signos vitales” para saber cómo están funcionando el cerebro (consciencia), los pulmones (respiración) y el corazón:

– Asegúrate de que está consciente: Si el herido no reacciona al hablarle, tocarle o estimularle suavemente (con un pellizco por ejemplo), probablemente está inconsciente.

– Comprueba que respira: Para saber si una persona respira espontáneamente, debes “ver, oír y sentir” su respiración. Si la persona no respira normalmente, sería muy útil que supieras cómo realizar la reanimación cardiopulmonar (RCP). En otro post os explicaremos cómo se hace, para que estéis preparados en caso de necesidad.

¡Esperamos que esta información os sea de utilidad y podáis evitar en lo posible que sucedan estos accidentes el hogar y saber cómo reaccionar!

 

Tyco Integrated Fire & Security

Tyco Integrated Fire & Security, empresa líder en Seguridad Electrónica y Alarmas para negocios y hogares.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

* GDPR es requerido para poder comentar en este blog

*

Estoy de acuerdo con que se recopila mi nombre, correo electrónico y contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios realizados en el sitio web.